Últimas NoticiasComunicados 100% de la zona rural de los deptos cafeteros de Caldas y Risaralda ya cuenta con energía eléctrica


  • La Alianza para electrificar el área rural de Caldas y Risaralda, tiene una historia de más de 60 años, cuando CHEC, los entes territoriales y el gremio cafetero comenzaron los estudios para extender las redes de energía al campo.
  • En este periodo en Caldas y Risaralda se han electrificado más de 115.000 viviendas rurales.
  • Con la presencia del Alcalde de Medellín, Anibal Gaviria; y del Gerente General del Grupo EPM, Juan Esteban Calle; se presentó en Manizales el logro de la Electrificación rural de Caldas y Risaralda.

Manizales, diciembre de 2014. Gracias a la Alianza Público Privada integrada por CHEC grupo EPM, las Gobernaciones de Caldas y Risaralda, Fondo Nacional del Café, Comités Departamentales de Cafeteros de Caldas y Risaralda, Isagen, 40 Alcaldías Municipales, Resguardos Indígenas, el Programa de Paz Magdalena Centro, la Comunidad beneficiada y otros actores los departamentos de Caldas y Risaralda han alcanzado el acceso universal al servicio de energía eléctrica en el área rural de ambos departamentos.

Esta alianza que desarrolló el Proyecto Chec Ilumina el Campo, puso todo su empeño por hacer que las familias rurales de ambos departamentos contaran con este servicio público, no solo en cumplimiento de su razón de ser, sino además con la filosofía de mejorar la calidad de vida, generar bienestar y construir tejido social en el campo.

Los resultados se presentaron en el Ecoparque Los Yarumos de Manizales, con la presencia del Alcalde de Medellín, Aníbal Gaviria, Presidente de la junta directiva del Grupo EPM; Juan Esteban Calle, Gerente General del Grupo EPM; Inés Helena Vélez, Vicepresidente de Transmisión y Distribución de EPM; Julián Gutiérrez Botero, Gobernador de Caldas; Jhon Jairo Granada, Gerente de CHEC; Alfonso Ángel, Director del Comité Departamental de Cafeteros de Caldas y Marcelo Salazar Velásquez, Presidente del Comité de Cafeteros de Caldas.

60 años de esfuerzo público privado

La Alianza para electrificar el área rural de Caldas y Risaralda, tiene una historia de más de 60 años, cuando CHEC, los entes territoriales y el gremio cafetero comenzaron los estudios para extender las redes de energía al campo.

En el acta 2 de la Asamblea General de Socios de la Central Hidroeléctrica de Caldas, con fecha del 18 de agosto de 1951, escrita a mano, consta el interés de promover la calidad de vida en la zona rural a través del servicio de energía eléctrica.

El doctor Arturo Montes, Gerente General en ese entonces, expresó: “Para Caldas la electrificación rural es una necesidad apremiante para rebajar los costos muy altos de producción agrícola, por razón de la escarpada topografía del Departamento. Es imposible pensar en la mecanización de los cultivos, pero sí es posible mecanizar el beneficio de muchos productos y especialmente el café. Puede también pensarse en el nacimiento de pequeñas industrias familiares que aumentarán indudablemente el estándar de vida de nuestros campesinos. Hemos iniciado desde ahora el estudio de electrificación rural, el cual demandará indudablemente mucho tiempo, y cuya construcción será lenta y costosa. Confiamos en que en este, tendremos la ayuda decidida de la Federación Nacional de Cafeteros" (Acta 2 Junta Directiva Central Hidroeléctrica de Caldas, agosto 18 de 1951).
 

Diálogo comunidad, sector público y sector privado

En CHEC Ilumina el Campo cada entidad realiza aportes económicos para el cumplimiento de los objetivos, lo que permite ampliar la cobertura, pero además genera tejido social basado en el compromiso, la efectividad en los procesos, la confianza y el diálogo entre comunidad, sector público y sector privado.
 
La electrificación de cada vivienda rural tiene un costo cercano a los $6 millones 500 mil pesos, recursos que son reunidos entre CHEC grupo EPM, los entes territoriales del orden departamental y municipal, el gremio cafetero y los beneficiarios, a quienes les corresponde un aporte con base en la participación de las Alcaldías Municipales.
 
Durante la presentación de resultados de Electrificación Rural, el Gerente General del Grupo EPM, Juan Esteban Calle, resaltó la Alianza Público Privada consolidada para adelantar este proyecto y dio el respaldo pleno del Grupo EPM a iniciativas como esta por coincidir con el mandato de cobertura universal de servicios públicos de la organización. “Unas felicitaciones enormes a todas las instituciones que han hecho este gran logro posible. Esto es un ejemplo para el país, Caldas y Risaralda pueden decir que tienen 100% de cobertura en electrificación rural, más de 115.000 familias que disfrutan el acceso a la electricidad gracias a ese enorme compromiso de CHEC, los Comités de Cafeteros, de las dos Gobernaciones y los 40 municipios de los 2 departamentos. Es un ejemplo a seguir, el Grupo empresarial está comprometido desde 1955, por sus estatutos, con la universalización de los servicios públicos, y este es un ejemplo muy claro de que se puede alcanzar”.
 
El Director Ejecutivo del Comité Departamental de Cafeteros de Caldas, Alfonso Ángel Uribe, expresó “¡LO LOGRAMOS!, electrificamos el Campo de Caldas y Risaralda. En el gremio cafetero creemos en las Alianzas Público Privadas porque permiten multiplicar los recursos y ampliar el impacto de los proyectos, pero al mismo tiempo porque fortalecen los lazos de confianza entre las instituciones, nos fortalecen como sociedad, como tejido social, y este es el caso de la Alianza Público Privada por la Electrificación del campo de Caldas y Risaralda”.
 
El Gerente de CHEC, Jhon Jairo Granada, destacó: “en 1951 la Asamblea General de Socios de la Central Hidroeléctrica de Caldas dejó plasmado a puño y letra en una de sus actas el siguiente sueño: promover la calidad de vida en la zona rural a través del servicio de energía eléctrica. 63 años después nos complace saber que hicimos realidad este sueño, a través del Proyecto CHEC Ilumina el Campo  y que más de 15 mil familias rurales en la última década hoy pueden encender el televisor, la radio e incluso un computador, pueden conectarse al el mundo. Alrededor de 115 mil  viviendas rurales hoy  brillan con luz propia, logramos el acceso universal en Caldas y Risaralda. ¡En CHEC grupo EPM nos sentimos felices!”.
 
Por su parte, el Gobernador de Caldas, Julián Gutiérrez Botero, subrayó la continuidad durante 63 años de la unión entre entidades públicas y privadas para llevar energía al campo, y que Caldas y Risaralda se destacan entre los 32 departamentos del país al poder mostrar un logro de esta magnitud. “Eso que quiere decir tenacidad, dedicación, que cuando uno se traza una meta, puede que no la alcance el día de mañana, pero la alcanza y la alcanzamos por el trabajo mancomunado entre personas e instituciones que actúan con entusiasmo y con un objetivo definido”.
 
Tener el servicio de energía eléctrica cambia la vida
 
Encender un bombillo, ver televisión, escuchar la radio, despulpar café con motor, cargar el celular, aprender en el computador de la escuela y hacer las tareas en la noche, representan un sueño hecho realidad, una larga espera que por fin termina a través de esta Alianza Público Privada que impulsa el proyecto CHEC Ilumina el Campo.
 
Beneficiarios
Martha Delis Giraldo, Vereda La Sombra, La Celia (Risaralda)
"Tengo un niño especial y donde vivo mi hijo no tiene con quién jugar. Cuando me dieron la noticia que me iban a poner la luz lloré de la alegría, porque sabía que mi hijo iba a poder ver televisión y así tendría algo para entretenerse. Gracias a todas las entidades, Dios les bendiga por todo lo que hicieron por mí y por mi hijo".
 
María Olga López Ocampo y Miguel Ángel Duque Valencia, Vereda Palosanto, Salamina (Caldas)
“Tener la energía ha sido un cambio muy grande, muchas veces no teníamos con qué comprar la velita y teníamos que acostarnos temprano. La luz hace mucha falta, además puedo ver las novelas en la televisión. Cuando nos pusieron los bombillos fue una alegría muy grande, mi Dios les pague”.
 
José Danilo Muñoz Muñoz, Vereda San Pablo, Salamina (Caldas)
“El primer día con el servicio me alegré mucho, mi hijo Luis Fernando Muñoz Quintero, de 9 años, también se puso muy feliz, me decía ‘ahora sí me puede comprar un televisor para ver muñecos’. El año entrante quiero comprar un motor para despulpar más fácil el café. Esto es un cambio de vida espectacular”.
 
Danelia Galvis Isaza y Samuel Ospina, Vereda Río Arriba, Aguadas (Caldas)
“Toda la vida he hecho sombreros, mi mamá nos enseñó. Cuando no había luz, si era de noche prendía una vela y me sentaba a tejer, era más difícil. Hoy vivimos felices, tenemos televisor, plancha y usamos el radio. Hago dos sombreros por semana, antes hacía uno. Este proyecto es muy bueno, es una idea que sirve”.

Suscríbete para recibir información y conocer las novedades del PCCC.

Si me suscribo a este mail, acepto los términos y condiciones